Páginas

martes, 16 de mayo de 2017

RESEÑA: Llantos de Sangre - Christian Martín

SINOPSIS:


Eva es una actriz mundialmente conocida que vuelve a Londres tras dos años de silencio absoluto y de paradero desconocido. Y decide aceptar ser entrevistada por Julia, una presentadora de televisión afamada.
Es hora de sacar a la luz unos acontecimientos que la hicieron huir del país e ignorar al mundo. Unos hechos que vivió junto a tres compañeros de la serie de televisión que la catapultó a la fama.
Dos Navidades atrás, Eva se fue a disfrutar de unos días con sus amigos a una casa junto a Guildon Forest, una aislada aldea del norte de Escocia. Lo que se suponía que iban a haber sido tres días de descanso, se convirtió en todo lo contrario. Una gran tormenta de nieve azotaba la zona y, un poco antes de llegar a la casa de la montaña, los chicos por casi atropellaron a una niña pequeña en la carretera. Se vieron forzados en recogerla y llevársela con ellos, para luego intentar descubrir de dónde salió ésta y por qué estaba en mitad de la carretera. Pero la convivencia en la casa de Eva, junto a la niña, no estaba predestinada a ser buena.
¿Qué es lo que pasó en Guildon Forest? ¿Por qué huyó Eva del país, la prensa, amigos y familiares? ¿Dónde están el resto de sus compañeros? ¿Cómo es que la chica es la única que es entrevistada?



OPINIÓN:

Llantos de Sangre, un título sugerente y que llama la atención. Título que da sentido a la obra, pues en el interior de sus páginas descubres el por qué.

Este thriller logra engancharte desde el primer momento, mezclando el misterio con la locura. Los crímenes con los traumas, y el amor con el engaño.

Me gusta que se narre desde la perspectiva de un narrador que cuenta los hechos presentes (3ª persona), y que la protagonista cuente lo que vivió en el pasado en 1ª persona, facilitando así seguir el hilo de los acontecimientos.

Pero antes de centrarme en los personajes, me gustaría comentar el desarrollo de la historia: Es cierto que el lector queda pegado a las páginas del libro queriendo saber cuál será el desenlace final, pero en ocasiones la historia transcurre lenta, centrándose más en la entrevista. Da la sensación de que el autor pretende crear aún más misterio, impidiendo así avanzar la historia de un modo más fluido.

Los lugares, los hechos, los personajes y las descripciones están, a mi gusto, perfectamente construidos. No vamos a encontrar personajes planos o emociones sin definir. Además, podemos imaginar los lugares en los que se encuentran los personajes sin problemas.

Si tuviera que destacar un personaje, ese es sin duda el de la niña (de la que no diré el nombre, puesto que es uno de los misterios de la novela). Un personaje inocente (o eso intenta hacernos creer) que evoluciona a lo largo de la historia, y que logra sorprender a cada paso. Si bien sospechas de ella desde el principio, no sabes qué es lo que la lleva a actuar del modo en que lo hace. Me gusta porque es imprevisible, está bien construido y se encuentra en evolución constante.
Y para aquellos que penséis que puede tratarse de una nueva versión de La chica de la curva, debido al modo en que se la introduce en la historia, tranquilos, no es un cuento de fantasmas, la niña es de carne y hueso.

Por Julia, la periodista, he sentido una relación de amor-odio. En ocasiones no paraba de pensar que era una mujer sin escrúpulos, egoísta y perversa, para al final acabar descubriendo su lado más humano. Pese a que no se le da mucho protagonismo en la historia, es también uno de mis favoritos.

En cuanto a Eva, la protagonista, creo que puedo llegar a identificarme con ella (y no por haber vivido algo parecido, ni mucho menos), sino porque, a través de su historia, llegas a meterte en su piel, a sentir lo que ella siente y a pensar como ella piensa. Y es algo por lo que me gustaría felicitar a Christian Martín, el autor.

El resto de personajes principales (Stacey, Daniel y Dave), se comportan como se puede esperar de cualquier joven de 19 años. En ocasiones demuestran madurez, pero no dejan de ser unos críos que quieren divertirse en unas cortas vacaciones. De ellos, sin duda me decanto por David Dave Campos. Stacey, con sus ansias de protagonismo, su mal genio y su traición, así como el ególatra de Daniel, quedan para mí en un segundo plano. Sin embargo, todos ellos son necesarios para el transcurso de la historia.

Dicho esto, yo sin duda recomiendo la lectura de esta novela que me ha atrapado desde el primer momento en el que he empezado a leerla. Los giros finales así como la manera de sorprender, han logrado convencerme y querer leer una continuación, si es que Christian se anima a escribirla.



Aquí os dejo los enlaces para los que queráis comprarla:



Si queréis más información acerca de la novela, el autor o la editorial, no dudéis en visitar la web de Max Estrella (http://www.maxestrellaediciones.com/)

3 comentarios:

  1. Este libro me llamaba, pero después de leer tu reseña quiero leerlo.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que merece la pena. No te va a decepcionar. Al menos, a mí me gustó mucho. Pero claro, me encantan las historias de misterio.

      Eliminar
  2. Pues me la ha ofrecido la editorial así que igual me animo! :)
    Besinos
    #ClubLunero

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por leerme!
Si has llegado hasta aquí no te marches sin dejar un comentario.